En el siguiente artículo hablaremos de los distintos tipos de toldos que existen, cuales son las ventajas y desventajas de cada uno, sus principales características y como no, para que emplazamientos están recomendados cada uno de ellos. Una información que puede resultarte interesante ahora que el verano está cada vez más cerca y los toldos en la época estival son realmente útiles.

Es importante saber que cada toldo tiene unas características diferentes, por lo cual, siempre es recomendable como dicen los expertos de Toldos Roama, intentar estudiar el emplazamiento antes de decidir cual es el modelo que nos gustaría. Llevar a cabo una planificación antes de embarcarnos en una instalación puede ayudarnos de forma sustancial a no cometer errores en la misma.

 

tipos de toldos

Principales Tipos de Toldos

Toldos de punto recto: Sin duda alguna este modelo tradicional es uno de los más repetido, gracias a su destacable adaptabilidad a diferentes emplazamientos. Suele usarse en terrazas y comercios de todo tipo, debido a la facilidad que tiene de uso (su sistema de accionamiento no es nada complejo) y a lo práctico del mismo debido a su estructura, la cual está formada por brazos frontales abatibles.

Toldos extensibles: Suele ser común en puertas y escaparates de comercios. Su sistema es variable, transmitiendo la tensión a los brazos de diferentes formas (cable, cinta, cadena), abriendo los mismos completamente pegados a la lona, para tener paso libre y poder poner todo tipo de objetos debajo.

Todos verticales: Dentro de este grupo, hay diferentes modelos, manteniendo características comunes entre ellos (stor, screen, cortavientos, front-cable). El sistema por el cual se desenrolla hace que el sentido sea vertical y se separa normalmente unos 50 centímetros del balcón que está sujeto una vez que el brazo está abierto.

Toldos planos: Este modelo se usa normalmente para cubrir patios o terrazas entre otros emplazamientos de grandes dimensiones. Colocado en posición horizontal, está sujeto por estructuras rectangulares o cuadradas, todo dependiendo del lugar que se quiera cubrir, el cual marcará las dimensiones de tanto la lona como de la estructura anteriormente nombrada.

Capotas: Este modelo es ideal para colocarse en pequeñas ventanas, debido a su forma cuadrada o curva. Además existen diferentes modelos caracterizados por ser fijos o móviles.

Ya hemos podido ver que la cantidad de tipos de toldos que existen hoy en día son muchos. El sector a avanzado mucho en favor a la adaptabilidad en diferentes emplazamientos, apareciendo nuevos modelos cada cierto tiempo. Siempre se busca que a la hora de realizar instalaciones se haya conseguir seleccionar el modelo que mejor se adapte al espacio donde se va a colocar y a las necesidades particulares de cada cliente.

¿Qué tipos de toldos existen?
Etiquetado en:        

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *