Daños eléctricos

Los daños eléctricos para aseguradoras se dan cada vez más en los hogares y hoy en día son la 3ª causa de siniestros en los hogares.

Son los deterioros que puede sufrir una vivienda y los bienes que se hayan en ella, debidos a averías eléctricas, subidas o bajadas de tensión, cortocircuitos… incluso los causados por un rayo o una tormenta eléctrica.

Muchos seguros de hogar cubren estos perjuicios ocasionados en los electrodomésticos y aparatos de electricidad, incluso los alimentos que se han dañado (bienes que forman el contenido) y en el continente (todo lo que forma la vivienda).

Pero hay que tener en cuenta que las aseguradoras no cubren todos los daños, sólo los que cumplen las condiciones que establezcan. No están cubiertos:

  1. Aquellos electrodomésticos que sean antiguos (normalmente los que tengan una antigüedad de diez años)
  2. Los daños en las bombillas, o los que se produzcan en infraestructuras temporales o que no cumplan con la ley.
  3. Los aparatos que están en garantía, pues su reparación corre a cargo del fabricante, abastecedor o del que lo ha instalado.
  4. Tampoco suelen dar indemnizaciones por los menoscabos estéticos si no afectan al funcionamiento corriente del aparato.

Para conseguir indemnización por parte de nuestro seguro, se debe demostrar que el daño no ha sido causado por voluntad propia, pues son muchos los que hoy en día intentan defraudar a los seguros. A veces por mero desconocimiento, pues la antigüedad de los aparatos favorece la aparición de desperfectos específicos del aparato, y otras veces con intención de estafar al seguro, sabiendo que ese daño no lo debería cubrir el seguro.

Para evitar los fraudes, se contrata a peritos que comprueban el origen de los daños.

Si se demuestra que el daño ha sido originado por una causa que contempla la aseguradora, ésta se encargará de reparar el electrodoméstico, y en el caso de que no se pueda reparar, lo restaurará por otro nuevo o indemnizará por el correspondiente valor.

daños electricos danos electricos

Daños eléctricos para aseguradoras

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *